Translate

domingo, enero 05, 2014

¿Antenas y cáncer?

 Antenas de la parte alta del pueblo de Alagón.

Bueno, tras una conversación con un amigo sobre antenas de telefonía, él preocupado me decía que le parecía que últimamente había demasiados casos de cáncer en su pueblo Alagón y que pensaba que igual algo tenía que ver con las varias grandes antenas repartidas por el pueblo. Yo le dije que por lo que tenía entendido, ya que voy siguiendo los estudios sobre esto, es que de momento parece que no había evidencia científica que probara ninguna relación entre un aumento de los canceres por el uso de teléfonos móviles o por vivir cerca de este tipo de antenas repetidoras, si bien es cierto que por la novedad de estos sistemas y la rápida y gran expansión de estas antenas se ha creado una histeria colectiva y seguramente le hemos achacado muchas de nuestras dolencias a esa nueva antena que han colocado cerca de casa. La verdad es que a mí siempre me ha dado un poco de miedo esto también, pero confío en que si hubiera una relación fuerte entre el cáncer y las antenas  desde muchos lugares en el mundo médicos y científicos hubieran dado ya la voz de alarma, no serían solo rumores o artículos publicados sin pruebas lo que nos llegaría a la gente. Es fácil analizar las estadísticas de canceres por regiones, pueblos y ciudades y comparar entre núcleos urbanos donde hay muchas antenas y otros donde no las hay, eso es un dato que no creo que se les pase a los científicos que estudian el cáncer. De todas formas ante novedades tecnológicas, nuevos medicamentos, nuevos productos químicos de uso en el hogar o en el espacio de trabajo, creo que lo primero que siempre la Administración y los ciudadanos tendríamos que aplicar es el principio de precaución, haya sospechas o no de su perjuicio en la salud y actuar tomando medidas preventivas para evitar posibles riesgos. Cuando se comercializó el DDT o el amianto no se pensaba que podía causar problemas graves en la salud de las personas, pero luego vino lo que vino, por eso lo del principio de precaución. Sobre el tema del cáncer en Alagón no tengo datos fiables de si hay o no más casos que en otras poblaciones, por lo que no hay que alarmarse en principio, tal vez sea la percepción particular de mi amigo ampliada en exceso, porque esos casos le puedan haber  tocado de cerca y afectado más en su opinión objetiva. De todas formas ya digo que actualmente no hay ninguna evidencia sobre relación entre aumento de cáncer y antenas, esperemos que esto siga así durante muchos años.

Otras de las antenas del pueblo de Alagón.

No hay comentarios: